Como parte de su doctorado y en línea con CLOCKAlba pretende encontrar opciones de adaptación adecuadas para la pesquería de percebes para compensar los impactos del cambio climático. Como parte de su proyecto, y bajo el paraguas de PERCEBES, Alba ha participado durante los últimos 2 años en un experimento destinado a conocer los efectos de la recolección en la productividad de las masas de percebes. Para ello, se instalaron 6 jaulas cerradas en 3 sitios de Galicia (noroeste de España) en dos fases diferentes(julio de 2017 y julio de 2018) para cubrir las rocas y así, excluir la extracción por parte de los pescadores. En Bretaña (Francia), Alentejo (Portugal) y Asturias (N de España, coordinadores del proyecto) se ha realizado el mismo protocolo y calendario. La próxima semana el experimento llegará a su fin en todas las regiones.

Desde el inicio del experimento, se han tomado fotos mensuales de las superficies experimentales para el análisis de la comunidad con el fin de comprender la dinámica de recuperación de recursos. Además de los tratamientos de exclusión, también se han fotografiado las parcelas abiertas donde trabajan los recolectores para su posterior comparación. El análisis fotográfico ya ha comenzado y continuará durante los próximos meses para presentar nuestros resultados a los interesados en la reunión de febrero de 2020. A pesar de la caza furtiva ocasional y de la retirada de las jaulas por las tormentas de invierno, el experimento ha ido muy bien en todos los sitios europeos y desde FOL agradecemos a los pescadores, guardas, asistentes técnicos y gestores que han colaborado para hacerlo posible.